Crónica de la Cena Fría

cena-fria.jpg

Cooperación, solidaridad o empatía son sólo una pequeña muestra de los valores que proyectos como Oído Cocina aportan, no sólo a quienes participan en ellos, sino a la sociedad en general. Oído Cocina surge como un proyecto socioeducativo que desarrollan tres entidades del mundo educativo y social, la Asociación para la reeducación auditiva de niños y niñas sordas (ARANSBUR), Voluntared y el Colegio Internacional Campolara, desde su programa Crece, en el que participan niños de altas capacidades y alto rendimiento, no sólo de este centro educativo sino otros colegios de la ciudad

El objetivo final del proyecto -en el que han participado un total de 100 niños enedades entre 7 y 16 años, junto con los profesores y cocineros- se centraba en la realización de un recetario online de 7 pinchos- propuestos por la Escuela de Hostelería de La Flora- traducido a la lengua de signos y que se ha colgado en el canal de Youtube Aransbur MQD, esta última, empresa de servicios destinada a la supresión de barreras de comunicación, que se ha encargado del soporte web y la cartelería, entre otras cosas.

La cena fría

El colofón de este proyecto tuvo lugar ayer, con la celebración de una cena fría para 400 personas en los jardines de las instalaciones de Aransbur. Los asistentes pudieron degustar los 7 pinchos del recetario, que se encargaron de realizar los alumnos de la Escuela de Hostelería y los participantes de Oído Cocina. Antes de la degustación se desarrolló una presentación del programa, se proyectaron todos los vídeos del canal, y el grupo Desvbandados, conformado por un grupo de alumnos del Colegio Campolara, fue el encargado de amenizar la cita.

Continuar leyendo »

Fuente: El Correo de Burgos.

Integración en pinchos (Diario de Burgos, 21/05/2016).

Fotos y video resumen »

Top