Un signo de evolución

Las personas sordas o con alguna discapacidad auditiva pueden acceder a los contenidos del MEH como el resto de la población gracias a las signo-guías hechas por Arans-Bur.

Hace aproximadamente un mes que ya están a disposición del público pero ayer se hizo su presentación ‘oficial’ en sociedad. Y es que era necesario que todo el mundo conociese que no solo las personas que oyen con normalidad tienen a su disposición los increíbles contenidos del Museo de la Evolución Humana (MEH). Las denominadas signo-guías, un instrumento creado por la empresa ‘Mira lo que te digo’ de la Asociación para la Rehabilitación de Niños Sordos de Burgos (Arans-Bur), están ayudando a los sordos y a quienes tienen alguna discapacidad auditiva a no perderse ni una sola de las maravillas de este espacio cultural.

Se trata de un soporte multimedia portátil que incorpora vídeos con grabaciones en lengua de signos española y subtítulos con explicaciones para facilitar la visita. Las signo-guías -cuyo material ha sido adquirido con la aportación de las cuotas de los Amigos del Museo- están diseñadas para que el usuario navegue por un menú y escoja el contenido que más le interese: «Una persona que no ve puede seguir también las instrucciones. Se trata de una aplicación -que puede descargarse en internet- que tiene esta funcionalidad que obedece a los criterios de diseño para todos y accesibilidad universal», dijo José Luis Arlanzón, director de Arans-Bur.

La consejera de Familia e Igualdad de la Junta, Milagros Marcos, se felicitó de que Burgos y Castilla y León sean pioneras en hacer accesible la cultura para todas las personas y recordó que no es la primera experiencia de Arans-Bur, que ya está subtitulando los programas de Televisión Española y ha hecho signo-guías para otros museos de diferentes provincias. Marcos -que tras la presentación en el MEH fue a conocer las instalaciones de Arans-Bur- destacó, además, el hecho de que de las 15 personas que trabajan en ‘Mira lo que te digo’ 14 tienen una discapacidad.

ADAPTACIONES. A la presentación, que se celebró en el museo, acudieron muchos representantes de asociaciones de discapacidad tanto física como psíquica. En este sentido, el director del Sistema Atapuerca en el que se incluye el MEH, Javier Vicente, destacó que existen también didácticas específicas para colectivos con dificultades especiales: «Nuestros monitores han adaptado el discurso de cualquier visita a las necesidades de estos colectivos, que han visto el museo de forma tan plena como cualquier persona».

Fuente: Diario de Burgos (22/10/2011)

Prensa | Galería de imágenes

Top